Inicio  |   Agregar a Favoritos  |   Recomendar Sitio

   |     

 

 

 
 

Volver Atrás ◄◄

 
 

Información para Productores y Semilleros

 
 

INTA Totoras / INTA Oliveros

Forrar el cilindro de trilla mejora la eficiencia de cosecha de maíz

 

Oportuna recomendación en plena temporada

Mientras se desarrolla la época de cosecha, técnicos del INTA dieron a conocer un ensayo pionero que corroboró los efectos positivos del forrado de cilindros de cosechadoras convencionales en la trilla de maíz.

En este cultivo, el material debe procesarse gradualmente y con la menor agresividad posible, aunque con la suficiente energía para desgranar los marlos. Muchos fabricantes de cosechadoras recomiendan forrar el cilindro con chapas que cubran el espacio entre las barras batidoras; así, las espigas ingresan rolando y son trilladas a medida que avanzan por el sistema de trilla de la cosechadora. De este modo puede evitarse que se obtengan pedazos de marlos con granos adheridos, lo que reduce la eficiencia de la trilla.

Para evaluar esta condición, técnicos del INTA Oliveros -Santa Fe- determinaron las pérdidas y el número de marlos rotos en la cosecha de maíz en dos configuraciones diferentes del cilindro de trilla -forrado y sin forrar- en una misma cosechadora. Además, para estudiar el efecto del índice de alimentación sobre el tipo y nivel de pérdidas, los tratamientos se realizaron a dos velocidades -5,3 km/h y 7,8 km/h-. El ensayo -que obtuvo un rendimiento de 8.200 kg/ha- se realizó con una cosechadora John Deere 1175, del año 1996, en buen estado de mantenimiento y equipada con un cabezal John Deere, de 1997, con 6 hileras a 70 cm. Para la evaluación de pérdidas, se siguió la metodología del INTA-PRECOP, mediante aros de ¼ y diez repeticiones por tratamiento.

Los resultados demostraron que, si bien los valores totales de pérdidas fueron relativamente bajos, existieron diferencias entre trillar con el cilindro forrado y sin forrar; en el primer caso, las pérdidas fueron siempre menores. En la velocidad más baja, las pérdidas totales -que contabilizan la cantidad de granos sueltos y granos adheridos a marlos- fueron de 18,4 kg/ha con el cilindro forrado vs 58,2 kg/ha con el cilindro sin forrar. A 7,8 km/h, se observaron pérdidas totales de 21,5 kg/ha y 41,1 kg/ha en cilindro forrado y sin forrar respectivamente. A su vez, la cantidad de marlos rotos siempre fue mayor en el tratamiento de cilindro sin forrar.

Este trabajo permitió afirmar que el forrado del cilindro en la cosecha de maíz, además de aumentar la eficiencia de la trilla, reduce las pérdidas y los daños del material.

Informes: Ing. Rubén Roskopf, Ing. José Méndez, INTA Totoras, INTA Oliveros, (03476) 460208, rroskopf@correo.inta.gov.ar

 

Volver Atrás ◄◄

 

 

Enviar este artículo por e-mail

E-mail del destinatario

Nombre del remitente

Mensaje

Formato de e-mail

 
 

 
 

¿Le interesa recibir contenidos similares en su casilla de correo electrónico todas las semanas?

 

Suscríbase GRATIS al newsletter semanal, un resumen de noticias diseñado especialmente para productores, semilleros, asesores, técnicos y toda persona vinculada al sector agropecuario.

 

Suscribir al Newsletter Semanal

 

● Más información